Día de la Bandera

Publicado en 25 Febrero 2014

   El 24 de febrero de 1821, el Padre de la Naciente Patria Mejicana, el General Don Agustín de Iturbide, presentaba al Ejército Libertador nuestro Lábaro Tricolor. Los colores Blanco, Verde y Rojo no significaban otra cosa que lo más profundamente arraigado en la conciencia nacional: la Religión Católica como lazo poderoso de identidad nacional; y los ideales de Unión de todos los que habitaban el extenso territorio de la Nueva España, e Independencia, objetivo final de toda la empresa por él realizada.

   En este día de gran significado nacional deseo a todos los mejicanos la recuperación de la conciencia patriótica que tanto hace falta en nuestros hogares, escuelas, sociedades.

   Agustín I de Méjico dio su vida para que los mejicanos permaneciéramos libres de todo yugo. Que nuestro país, tan mal tratado por tantos enemigos, las más de las veces internos, pueda emerger de nuevo como la nación poderosa que en tiempos de la Colonia fue y por quien Don Agustín con tanto ahínco luchó.

   ¡Viva Méjico! ¡Viva nuestro lábaro Patrio! ¡Viva la Virgen de Guadalupe, Reina de Méjico y Emperatriz de América!

   Diego OLIVAR ROBLES

Escrito por Diego OLIVAR ROBLES

Repost 0
Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:
Comentar este post

diego i garcia l 03/11/2014 19:52

desde mucho tiempo la religión ha formado parte de muchas historias que hacen de nuestro México un lugar de realidades, en donde a pesar del dolor por las emancipaciones ha habido un motivo para
enfrentarlos y salir adelante.